CREA TU PLAN DE VIDA CON ESTOS SENCILLOS PASOS

C

Todos hemos escuchado en algún momento acerca de la crisis de la mediana edad. Esa donde una persona de edad madura siente que está perdida y toma decisiones poco atinadas, en un desesperado intento por cambiar el rumbo de su vida y empezar desde cero.

Pero en la actualidad también existe otra etapa de total incertidumbre y de la que no se habla mucho, aunque es muy común: gente joven (desde los 20 a los 40 años) que se descubre a sí misma sin la más remota idea de cuál es su verdadero propósito de vida y se da cuenta que está tirando la suya por la borda.

Esto no significa que los miembros de las nuevas generaciones seamos paranoicos y nos quejemos de todo. Más bien hay que reconocer que los tiempos han cambiado muchísimo (lamentablemente cada día es peor) y que la presión social aumenta diariamente de forma considerable.

LA “COMPARATITIS

Actualmente, la mayoría de nosotros tiene acceso a la educación y el mundo se encuentra cada vez más globalizado.  Debido a eso, vivimos rodeados de personas de diversa procedencia y estamos expuestos a muchísimas culturas. valores, costumbres y modas diferentes.

Es la era del Internet y con él llegaron las redes sociales, en muchos casos para bien y en otros tantos para mal.  Esto nos abrió (de todas las formas posibles) las puertas de acceso al mundo virtual, que está lleno de filtros, realidades aumentadas y de lo mejor (y peor) de las vidas ajenas.

A TODOS NOS PASA

La comparación en redes sociales (que es un pasatiempo millennial) podría convertirse en una afición muy peligrosa.

Personalmente, a pesar de que me considero una persona fuerte, de actitud positiva y con alto nivel de inteligencia emocional, al iniciar en esto de las redes sociales muchas veces me sorprendí comparando aspectos de mi vida (tanto internos como externos), con los de un completo extraño: con una vida de Instagram.

Un desconocido en todo el sentido de la palabra, pero (de alguna forma) sus publicaciones hacían que cuestionara mis logros, mi apariencia e incluso los rasgos de mi personalidad.

Independientemente de cuán ilógicas sean estas comparaciones, nuestras respuestas emocionales a una simple foto, podrían llegar a ser tan fuertes como para dominar por completo nuestra lógica.

EL PROBLEMA ESTÁ EN NO HACER NADA

Verme ganar dinero mientras vivo viajando y que sientas que tú también quieres hacerlo (todo esto sentado frente a tu computadora en un trabajo que detestas), pero crees que “no puedes lograrlo”, puede convertirse en algo muy frustrante.

Es precisamente esa frustración acumulada la que produce las famosas crisis existenciales de nosotros los millennials. Y nos preguntamos: ¿Por qué no somos realmente felices?

Usualmente, en esta etapa hacemos una de dos cosas: tomamos decisiones por impulso (con frecuencia muy malas) o simplemente cedemos al conformismo y continuamos viviendo una vida que no nos satisface, mientras envidiamos la de otros.

¡Pero esto no tiene por qué ser así! Existe una tercera opción: crear un plan de vida.

¿UN PLAN DE VIDA? ¿QUÉ ES ESO?

No se trata de un plan de negocios con gráficas incluidas.

Un plan de vida es lo que el nombre nos dice: un resumen diseñado por ti y para ti, con los pasos necesarios para lograr tu vida ideal, en el que incluyes todas las áreas en las que quieres mejorar y las cosas que te interesa conseguir.

No te voy a mentir: para algunos puede ser un poco abrumador ver todos sus sueños y esperanzas plasmadas en un papel, especialmente si no se sienten seguros de poder conseguirlos. Por eso, trabajar en tu superación personal y mantener una actitud positiva, también debe estar incluido en el plan.

La mejor parte de un plan de vida, es que éste crece y cambia contigo.

Hace 10 años todos sabíamos lo que queríamos, pero es muy probable que no sea lo que queremos hoy. Entonces hay que hacer una revisión constante, para evaluar las modificaciones necesarias y mantenernos enfocados en lo realmente importante.

Gracias a eso y al trabajo duro, hoy puedo decir que felizmente, he logrado cosas que jamás me hubiese imaginado cinco años atrás.

BENEFICIOS DE TENER UN PLAN DE VIDA

Si aún no estás convencido de todo esto, te dejo los que para mí han sido los mayores beneficios de crear mi propio plan de vida:

1.   ACLARA TUS PRIORIDADES

Si hoy te preguntaran (en orden de importancia) por tus 5 prioridades en la vida, ¿qué responderías? Porque mantener un orden de prioridades debe ser parte integral de tu plan de vida, ya que la idea es facilitarte el proceso de la toma de decisiones.

Por poner un ejemplo: respondiste que tu familia es la prioridad número 1 y tus amigos, la número 2. Y resulta que hoy debes decidir entre ir a cenar a casa de tu abuelita y una salida al cine con tus amigos. La decisión debería ser obvia, ¿o no?

Esto no significa que siempre tengas que elegir a tu familia sobre todas las cosas. Pero si realmente es tu prioridad número uno, deberías darle tiempo valioso y prestarle especial atención, lo que nos lleva al siguiente punto.

2.   TE MANTIENE EQUILIBRADO

Al hablar de equilibrio, usualmente nos referimos a igualdad. Sin embargo, también es cierto que no todo en la vida requiere (o merece) la misma cantidad de tiempo y atención.

En este caso, mantenernos equilibrados significa brindar a cada persona o cosa la cantidad necesaria de tiempo y atención que requiera, pero que también sea importante para nosotros.

Si perdemos el tiempo haciendo cosas que realmente no nos importan, no tendremos el suficiente para aquellas que nos apasionan y que pueden ayudarnos a alcanzar nuestras metas.

3.   TE AYUDA A CATALOGAR LAS OPORTUNIDADES

Debemos esforzarnos en aprender a catalogar las oportunidades que se nos presenten, para escoger solo las que realmente nos beneficien. Si tenemos un plan de vida con los pasos para lograr nuestras metas de forma clara, las cosas se simplificarían muchísimo.

Por ejemplo: si una de tus metas (a corto plazo) es escribir un libro, y te ofrecen una oportunidad de trabajo con un salario más alto del que tienes actualmente, pero con un horario más extendido, ¿lo tomarías?

Si el salario que ganas actualmente paga todas tus deudas y además te brinda el tiempo que necesitas para escribir ese libro, esa “gran oportunidad” (con un mejor salario, pero menos tiempo libre para ti), no es acorde con tu plan de vida.

Ten presente siempre algo muy importante: “Puedes hacer lo que quieras en la vida, pero no todo lo que quieras”. A veces hay que saber elegir, para poder cumplir.

CÓMO CREAR TU PLAN DE VIDA

Este no tiene por qué ser un proceso ni largo, ni difícil. Personalmente, pienso que es preferible dedicar un par de horas a diseñar la estructura que queremos para nuestra vida, que seguir a la deriva trabajando sin metas claras, o peor aún, sin meta alguna.

PASO 1: HAZ UNA LIMPIEZA

Para iniciar, debes definir las áreas que son más importantes para ti (familia, relaciones, amigos, trabajo, finanzas, salud, etc.) y determinar qué es lo que te funciona y lo que no (esto aplica para oficios, metas, hábitos y personas).

PASO 2: ORDENA TUS PRIORIDADES

Luego de determinar cuáles son las cosas que te traen felicidad y que obviamente quieres mantener (y/o mejorar), debes clasificarlas para guardar un orden en tus prioridades.

Como mencioné anteriormente, esto nos sirve como guía para que nuestras decisiones sean las adecuadas, optando siempre por las personas, actividades y cosas que realmente significan algo para nosotros.

Haz una lista de prioridades (de 7 a 10), recordando que deben estar incluidas sólo aquellas que realmente te brindan felicidad. Si tu lista excede el número 10, probablemente estés incluyendo cosas no tan importantes por miedo a dejarlas de lado.

PASO 3: DALE FORMA A TU FUTURO

Sobre todo, es importante que pienses en grande y a largo plazo.

En 5 años ¿quién quieres ser? ¿Dónde quieres estar en 10 más? Si las cosas pudieran ser tal y como quieres, ¿cuáles escogerías para tu vida?

Atrévete a imaginar un futuro en el que has sido capaz de cumplir todos tus sueños.

PASO 4: PLANEA TU RUTA

Luego de tener claro lo que quieres lograr, debes definir la ruta y los pasos a seguir, para conseguir cada una de las cosas que te has planteado.

Empieza por los pasos mayores y luego puedes ir agregando otros pequeños debajo de cada uno de esos más grandes.

Si tu sueño es llegar a ser Juez (por ejemplo), un paso grande y a largo plazo sería graduarte de abogado y el paso pequeño que debes dar a corto plazo, es inscribirte en la carrera de leyes.

PASO 5: DESHAZTE DE TUS BLOQUEOS

Para iniciar nuestro plan de vida, ya hicimos limpieza eliminando todas las cosas que no nos funcionaban. Pero luego, a medida que planifiquemos y ejecutemos los siguientes pasos, es muy importante que permanezcamos alerta con aquello que nos dificulta el camino sin permitirnos avanzar.

Si algo o alguien te retiene, te agota la energía, te causa estrés, etc., muy probablemente debas reconsiderar su lugar en tu vida.

PASO 6: CREA SISTEMAS DE RESPALDO

Para lograr los cambios necesarios en tu vida, será mucho más fácil si te sientes respaldado.

Si lo que quieres es ponerte en forma físicamente, quizá resulte mejor si un amigo te acompaña a hacer ejercicios y te responsabiliza para que mantengas tus nuevos hábitos. Eso podría ayudarte a permanecer motivado y activo.

PASO 7: BUSCA AYUDA

Investiga todo lo que puedas y si aun así no encuentras la solución, no dudes en pedir ayuda.

Hacer cambios drásticos en nuestra rutina no es tarea fácil y quizá necesitemos algo de apoyo.  Pregúntate cuáles son esas áreas que debes cambiar y qué acciones o personas podrían ayudarte a conseguirlo.

PASO 8: ESCRÍBELO EN PIEDRA

O bien en un papel, en tu celular o en tu computador, pero asegúrate de poner alarmas para que lo leas con frecuencia.

Recuerda que La Ley de Atracción nos dice que tener acceso visual constante de nuestros objetivos (por medio de documentos escritos, imágenes, gráficas, etc.), nos ayuda a asimilarlos y a convencernos de que realmente podemos alcanzarlos, brindándonos la confianza y la motivación necesaria para seguir tras ellos sin desfallecer.

PASO 9: TOMA ACCIÓN

¡Ya tienes toda la información que necesitas para crear tu plan de vida y ahora solo hace falta que actúes! Créeme (te lo digo por experiencia) que no te arrepentirás de dar el primer paso para ir tras tus metas y lograr la vida de tus sueños.

10 PREGUNTAS QUE SERÁN DE MUCHA AYUDA PARA CREAR TU PLAN DE VIDA

  1. ¿Estás satisfecho con tu vida actual?
  2. ¿Qué cosas no están funcionando para ti?
  3. ¿Cómo será tu futuro si no haces ningún cambio ahora?
  4. ¿Qué es lo más importante para ti en la vida?
  5. ¿Qué personas, acciones o cosas te hacen feliz?
  6. ¿Qué cosas, acciones o personas te drenan la energía?
  7. ¿Que tipo de persona quieres ser?
  8. ¿Qué quieres lograr hacer con tu vida y por qué?
  9. ¿Cómo sería tu vida ideal?
  10. ¿Qué necesitas hacer para lograr tu vida ideal?
plan de vida

Agrega un comentario

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Entradas recientes